Un Muro, dos Alemanias, de Rudi Meisel

No hay comentarios

Antes de que tuviéramos noticias sobre el Muro de Berlín, ¿qué sabia el mundo occidental sobre Alemania del Este? Los estereotipos sobre todo. Una Alemania, un estado títere soviético que necesitaba una patrulla de soldados para mantener a sus ciudadanos dentro de sus límites, sin posibilidad de huida.

Rudi Meisel, un muro dos Alemanias

La realidad tenía varias capas, como Rudi Meisel llegó a conocer. Antes de la caída del muro de Berlín el 9 de noviembre de 1989, el Sr. Meisel, un fotógrafo independiente, solía viajar de vez en cuando a Alemania Oriental, pues trabajaba para la revista alemana occidental ZEITmagazin. 

Rudi Meisel, un muro dos Alemanias, un libro de fotografías

En aquel entonces, la Alemania del Este o en la República Democrática Alemana, no podían soportar la Alemania del oeste y viceversa. Las familias sufrieron separaciones forzosas por el gran muro que crearon y a cada lado una sociedad gobernada por ideologías opuestas y desconfianza mutua, que utilizaba las medias verdades y las especulaciones negativas para llenar los vacíos en su conocimiento el uno del otro.

El Sr. Meisel tenía por aquel entonces unos 20 años cuando comenzó a fotografiar en la RDA, pero él ya era un profesional, un co-fundador de la más antigua fotografía colectiva de Alemania, un visionario con un ojo disciplinado por el momento revelador. Sabía cuándo una imagen era un regalo del cielo visual.

el muro de Berlin

Sí, Alemania Oriental proporciona un montón de blancos fáciles. Gray, desfiles militares, las banderas rojas de los líderes comunistas en los edificios del gobierno que eran parte del paisaje, etc.

En cada viaje corto a la RDA (siempre con el mismo escritor), el Sr. Meisel tomó las fotos en blanco y negro que necesitaba para su revista y otras muchas para sí mismo. Él no se centró en temas abiertamente de actualidad o de política, sino en los detalles mundanos de la vida cotidiana.

fotografías del Sr. Meisel

Captó a la gente en las paradas de autobús, estaciones de tren, cafés… Los encontró cambiando los neumáticos de un coche, cenando, jugando al aire libre. Pensó que algún día alguna de las imágenes podría convertirse en un libro y así fue.

Así fue como nació el libro “Un Muro, dos Alemanias


Sigue leyendo un nuevo post en Mundo Libros: Natacha Bustos, las segunda española en Marvel

No hay comentarios :

Publicar un comentario